Piramides de Egipto
Bookmark and Share



TAO

SUPERANDO LA IMPOTENCIA

 

En general, es común que los hombres sufran de impotencia o de alguna disfunción eréctil temporales, pero no hay porque alarmarse.

Para el Tao, la impotencia es usual y no debería causar tanta angustia o tantos conflictos, pues en la pluralidad de los casos, se puede superar sin que haya consecuencias graves.

En el libro "Los secretos de la cámara de jade" el emperador Huang Ti, confiesa que él sufre de impotencia, y su consejera, Su Nu, le recomienda varias formas para contrarrestarla y que así pueda unirse sin problemas a su mujer.

A grandes rasgos, los consejos de Su Nu se pueden transcribir de la siguiente forma:

El falo o yu heng del hombre puede sólo levantarse si éste ha logrado la armonía con el ambiente. Para lograr esto, se consideran necesarios los factores descritos a continuación.

Antes que nada, es fundamental que el hombre se encuentre en óptimas condiciones de salud y que tenga sus cinco órganos en perfecto estado.

Después, el hombre debe conocer las zonas erógenas de la mujer con la que desea unirse sexualmente y conocer las suyas propias. Al tiempo que le da satisfacción a su compañera, debe esperar que ella le corresponda.

Como parte del preámbulo, y para su propia preparación, el hombre debe besar a la mujer en la boca y succionar su saliva. Así, su ching (semen) y el chi de ella estarán en completa armonía.

El hombre debe tener paciencia y entregarse con fervor al momento, sin distracciones, pero en total control de su eyaculación.

Queremos aclarar que esto funciona cuando no hay una razón fisiológica para la impotencia del hombre, y de hecho lleva constancia y dedicación, y no es algo que se arregle de la noche a la mañana. Su Nu da otros consejos, pero son demasiado elevados y únicamente quien conozca la disciplina taoísta a fondo, puede comprender y llevar a cabo lo estipulado por Su Nu.

Actualmente, hay otras formas de luchar contra este tipo de desórdenes, pero no necesariamente son taoístas, por lo que aquí únicamente tratamos lo que el Tao del Amor indica.

 

Fuente: http://www.solonosotras.com/

Compartir en Facebook