Piramides de Egipto
Bookmark and Share

AL MÁS AZUL DE LOS UNICORNIOS...
CON AMOR

Por El Necio
Investigador Privado

Octubre 2005

 

... Creeré por siempre en el beso que nos vio partir, en nuestro lenguaje secreto, en lo que nos dijimos ...

No pasé de ser un retablo. Una ventana que no mira a ninguna parte, una escala de tres o cuatro peldaños en algún rincón que no lleva a ningún nivel, una puerta en el techo, que no abre para pasar a las estrellas, ni abrirá, sin importar el esfuerzo. Una promesa eterna de algo que no se concreta nunca, y su magia consiste en eso, pero no es tiempo de esperanzas.

Me iré con mi capa y mi espada a buscar santos griales que necesiten un cambio de guardia. De amores no hablaré ya, porque tuve por un tiempo hermoso y extenso al más azul de los unicornios dedicado por entero a mi, y nada se compara con ese privilegio. Todo el mundo sabe la historia de los unicornios y lo único por lo que rogamos siempre es por encontrarnos con uno alguna vez, para al menos verlo por un rato.

Prometo olvidarte... todos los días.

El beso que no me atreví a darte en la despedida, me lo reservo, por si el destino, la madre providencia, o el que sea responsable del tejido de la historia nos junta en el futuro y tengo para esos días lo que me faltó en esta vuelta.

Cuenta conmigo para lo que sea, cuando sea. Quedo de ti enamorado para la eternidad.

" ... y yo no tengo más que un unicornio azul... "

Adiós mi buen y grande amor. Suerte en el camino y en el porvenir. Ojo atento y alma abierta como siempre. Tu ángel sabrá guiarte.

Compartir en Facebook